12-05-2021

El efectivo policial recibió un disparo de uno de los asaltantes al querer interceder. Falleció en el acto.

“Ejemplo de nobles virtudes que alientan en lo profundo del espíritu de todos los hombres que eligieron el resguardo del orden como norte de su vida al servicio de sus semejantes”

Aproximadamente a las 11:30 el día 12 de Mayo de 1993, tres hombres armados a cara descubierta ingresaron por sorpresa y corrieron al salón principal del Banco Mercantil, situado en pleno centro de la ciudad. A viva voz manifestaron que se trataba de un asalto y dieron órdenes a empleados y público de tirarse al piso bajo amenaza de muerte.

El Sargento 1º, en su carácter de custodio de la entidad bancaria se disponía a intervenir, uno de los sujetos disparó su arma contra el uniformado, que recibió el impacto en pleno tórax. A consecuencia de ello y sin haber tenido la oportunidad de repeler el ataque, el policía falleció en el acto.

El 14 de Mayo de 1993, la Jefatura de Policía ordenó las honras fúnebres y por Decreto el Poder Ejecutivo Provincial dispuso el ascenso Post-mortem del Sargento Ayudante del infortunado Sargento 1º Ricardo Guzmán Osuna, fallecido en cumplimiento del deber.

Había ingresado a la Policía el 5 de Febrero de 1973 y murió cumpliendo un acto del servicio, como integrante de la dotación de la Comisaría 1ª  de Villa Ángela.-

Fuente: "HÉROES Y MÁRTIRES QUE VIVEN EN EL PEDESTAL DE LA GLORIA". Compilador: Pedro Ojeda.